miércoles, 16 de diciembre de 2015

Return of the Jedi: En Defensa del "Eslabón Debil"

Estimados Lectores:

Últimamente he notado una suerte de contra ataque imperial de ciertos fans jovenes que defienden las precuelas en todo la internet, lo cual a mi gusto es genial: yo mismo he defendido dos de ellas en el pasado. Es solo cosa de ir a la sección de comentarios de mi reseña de El Ataque de los Clones y ver como el lado oscuro lo consume todo. Sin embargo, muchos han recurrido al odioso "la trilogía original no es tan buena como la recuerdan", dirigiendo el rayo de la Estrella de la Muerte particularmente contra una de las entregas, El Regreso del Jedi. "Hey, ¡pero porque odias a Jar Jar si el Episodio VI tenía Ewoks!". "Críticas el desvío de la trama política, pero Jedi tiene casi hora entera para Jabba", entre otros insultos gratuitos. No voy a desconocer que Retorno del Jedi tiene problemas, pero estoy dispuesto a defenderla a muerte. Eso incluye los Ewoks. Es hora de sumergirnos el pozo del Sarlacc...

Epic as fuck


Un detalle que debemos considerar es que mirar en menos "Return of the Jedi" no es algo nuevo, es solo que con las precuelas esa energía crítica fue canalizada en otra dirección. El fenómeno es similar en Indiana Jones cuando consideras que ya nadie arroja basura al Templo de la Perdición cuando tienes Calavera de Cristal para destruir, pero una rápida mirada al internet y te darás cuenta que las huellas están presentes. Mientras el Episodio IV y V mantienen un glorioso 94% en Rotten Tomatoes, la escala desciende abruptamente a 80% con El Regreso del Jedi, explicándola básicamente como una "gran película, pero no tan buena como las anteriores". No estaría a la altura. 

¿Cuales son las principales críticas que se le hacen al Retorno del Jedi? Bueno, haciendo un poco de malabares jedis podemos resumirlas en 3: 
1° Es básicamente un descarado reciclaje de"Una Nueva Esperanza": Existe cierta verdad en esto. Nuevamente, nuestros héroes deben enfrentarse a la Estrella de la Muerte, de nuevo hay que rescatar a alguien que está prisionero, de nuevo hay que desactivar el Escudo, ¡y de nuevo los ingenieros del Emperador cometieron un error garrafal en la construcción de su super estación espacial! (En realidad... No. Pero ya hablaremos de eso).
2° Hay mucho relleno: En lugar de ir al grano, Return of the Jedi se daría muchas vueltas con un larguísimo rescate en el palacio de Jabba, rescate por cierto bastante incoherente, y luego en una extravagante secuencia en Endor con Speeder Bikes y osos de peluche, los cuales nos lleva a...
3° Ewoks: ¡El imperio es derrotado por Ewoks! ¡Por osos de peluche! ¿Cómo es esto Star Wars? Claramente esto fue hecho para vender peluches a los niños, que de seguro aman osos caníbales adora dioses sangrie... Wait.

Analizada críticamente, Return of the Jedi cae en estos problemas y solo un idiota no podría verlo: en efecto, repite ideas, en efecto, ocupa trama para detalles que (en principio) no deberían interesarnos tantos como la conclusión de la saga misma, del conflicto entre Luke y su padre. Y en efecto, hay Ewoks. Nada que hacerle.

El verdadero héroe

Pero este es el asunto: salvo por el problema número 3, en el cual existe cierta subjetividad al final del día, creo que ninguno de estos asuntos afecta realmente la experiencia de El Regreso del Jedi, la cual en muchos puntos es superior a sus predecesoras. Sí, no tengo miedo a decirlo: hay momentos de El Regreso del Jedi que superan a Una Nueva Esperanza e incluso a El Imperio Contraataca, particularmente hacia la última media hora. Pero vamos por parte, entonces: lo malo, y lo bueno, y como en realidad es al final del día lo último lo que prima.

EL RECICLAJE DEL EPISODIO IV

Para comprender porque este punto en realidad no me molesta, debo hacer una distinción previa, pero necesaria: por un lado, no puedo ignorar que George Lucas fue flojo a la hora de escribir el guión, y que posiblemente tras El Imperio Contraataca el cerebro ya se le estaba fundiendo en la fosa del Rancor. Eso es cierto. Pero por otro lado, esta suerte de repetición de puntos funciona a su manera dentro de la saga. La repetición utilizada tiene sentido, armonía, parece perfectamente lógico que suceda dentro de la cadena de acontecimientos que nos ha llevado a El Regreso del Jedi. ¿Suerte, genialidad de Lucas? Quizás un poco de ambas.

Por ejemplo, muchos se quejan de que el Imperio no haya aprendido su lección y haya no solo construido una nueva Estrella de la Muerte, sino que la haya hecho con un nuevo punto débil. Creo que en realidad, esta repetición es señal de otro fenómeno: el Imperio esta poco a poco debilitándose. Está desesperado. Los Rebeldes están ganando terreno por la galaxia. Pensar en un nuevo plan para someter al universo a esta altura parece absurdo.


Y sé que están pensando: "eso es una lectura rebuscada". Pues no. Esto resulta bastante evidente en la escena inicial de la película. ¿Qué sucede en ella? Darth Vader llega a supervisar la construcción de la Estrella de la Muerte. El comandante a cargo de la construcción está nervioso y sorprendido de su visita. Darth Vader le hace notar que están atrasados, y que el emperador no está contento con la falta de progreso. Es aquí donde el Comandante hace un comentario: "el pide lo imposible. Necesito más hombres". Momento... ¿El Imperio necesita más hombres? ¿Porque el imperio necesitaría más mano de obra? ¡Son el Imperio, deben tener de sobra! ¡Darth Vader andaba ahorcando a medio mundo en el Episodio V como si pudiera sacar 50 almirantes más de su bolsillo!

O quizás en efecto, no hay más hombres. Quizás el Imperio realmente está corto de mano de obra, y al mismo tiempo están desesperados por usar su última carta disponible. No hay tiempo tampoco para un plan B tampoco, es hora de volver al plan original de la Estrella de la Muerte. Hay otro detalle que es una perfecta representación de esta fenómeno: el Emperador viene personalmente a supervisar la obra. Y no es una visita corta, viene a quedarse sentado en su sillón y reírse maniaticamente. Sabe que el futuro del Imperio está ahí, y que su futuro depende esa Estrella y de pasar a Luke al lado oscuro, una suerte de "renovación" de personal. Nueva Estrella, nuevo segundo al mando. Sí eso falla, el Imperio podría estar condenado para siempre, ¡lo qué en efecto sucede! ¿Porque la galaxia celebra la victoria sobre una Estrella de la Muerte y no la otra? Porque es el fin del Imperio. 

Sobre la crítica de que el Imperio comete de nuevo un error de ingenería, eso es errado: la primera vez, los Rebeldes encuentran un ducto imposible hacia el reactor. No había forma de preveer eso. Esta vez, es muy distinto: la Estrella de la Muerte no está terminada,y está llena de agujeros por todas partes. "Hey, pero entonces no pongan un reactor gigante en medio de tu Estrella de la Muerte que pueda explotar". Sí, por supuesto, cuando encuentres otra manera de mover tu super Estación Espacial sin energía, avísame. La precaución de incluir un campo de fuerza al rededor de la Estrella de la Muerte parece suficiente.

Siempre me ha fascinado como Vader llega a un pequeño Hangar, junto al cual hay uno más grande. ¿Para qué es el más grande? Bueno, para alguien más importante.

Mi punto es: el regreso de la Estrella de la Muerte y la suerte de repetición del ataque a la misma, aunque quizás producto de falta de originalidad, tiene sentido dentro de la trama. No es algo salido de la nada. Y la comparación, al mismo tiempo, es injusta, pues la primera vez, vencer a la Estrella de la Muerte dependió de un solo hombre: Luke. Es la culminación de una aventura juvenil, es natural que Luke sea quien salva la base en Yavin. ¡Esta vez, son todos los héroes secundarios trabajando en equipo, no el camino solitario de un píloto con suerte! ¡Lando, el traidor, es quien debe hacer la maniobra imposible esta vez, con Wedge el mejor píloto y verdadero héroe de la galaxia! Luke ni siquiera está en la acción. ¿Por qué? Porque al final del día, toda la trama de la Estrella de la Muerte es solo un escenario secundario para la verdadera trama de Return of the Jedi: la victoria de Luke y la redención de Vader.

RELLENANDO CON JABBA THE HUTT

¿Es realmente un relleno cuando hemos establecido a Han escapando de sus deudas desde la primera película? Y no estoy hablando de la escena añadida en las ediciones especiales: me refiero a Han disparándole a Greedo, huyendo de la batalla de la Estrella de la Muerte con su recompensa, renunciando a la Alianza Rebelde en Hoth porque tiene una deuda sobre su cabeza... Esto ha sido construido por dos películas enteras, es la culminación del arco de Han. 

Personalmente, considero que toda la secuencia con Jabba no es un verdadero desvío, sino una expansión del universo de Star Wars que lo vuelve más rico y completo. Revela que hay más conflictos ocurriendo en la galaxia que una mera guerra civil entre imperiales y rebeldes. Y la diferencia de esta desviación con, digamos, toda la trama de Tatooine en el Episodio I, es que lo que ocurre en el palacio de Jabba es interesante. Es tenso, es oscuro, y nuestros héroes realmente están en peligro, incluso Luke con sus habilidades Jedi recibe un balazo en la mano. No es un "super poderoso" Jedi como en las precuelas, es un ser humano que puede morir en la acción. Por otro lado, Jabba es un villano extremadamente memorable, y está rodeado de monstruos peligrosos y horripilantes, realmente te vende la parada de gánster espacial en este antro de mala muerte con música y droga verde. 

Ah, chicaboog noon-eeg Solo. Tah keeng sa leeng ah pak mugglah, OH, OH, OH, OH, OH!

Ahora, esta escena ha recibido otra crítica con la cual estoy totalmente de acuerdo, pero que podemos salvar: el plan de rescate de Han no tiene sentido. ¿Cuál fue la idea de ir llegando todos uno a la vez? ¿Era el plan original desde el principio que capturaran a Leia una vez descongelara a Han? ¿La secuencia del pozo del Sarlacc fue prevista por Luke cuando metió la espada en R2-D2? Sí, pareciera ser que nuestros héroes se salvan más producto de la suerte que de nada.

Pero este es el asunto: desde un punto de vista lógica, carece de sentido. Pero desde un punto de vista de espectáculo, de entretención, funciona a su manera. No, no me refiero a "es solo una película, ¿qué te importa?", sino a que ir presentando a los personajes uno a uno, que los héroes que hemos visto por dos películas ya vivir el infierno aparezcan uno a uno, vestidos de forma misteriosa, a ratos desconociendo quien está detrás de la máscara, tiene un efecto dramático particular y que no puedo dejar de aplaudir. ¿Carece de sentido? Sí. ¿Importa demasiado? No, porque por otro lado logra lo que la película se propone: crear tensión y misterio.

Miren, mi defensa final de esta secuencia pasa por algo no tan evidente: esta es la última verdadera aventura de nuestro trío completo reunido: Han, Leia y Luke, tirando la talla y siendo espectaculares. En Endor, la cabeza de Luke estará realmente en otra parte, y su transformación en un Jedi será completa. Es hora de que su historia tome el desvío completo, y el palacio de Jabba es ese paso previo pero necesario para recordarnos porque nos engancharon estos personajes en primer lugar. Y por último: no digan que no tienen escalofríos cada vez que a Luke lo están a punto de tirar al pozo del Sarlacc y la cámara pasa de personaje a personaje. Y de pronto, ¡BAM! ¡LUKE SALTA SU ESPADA, LA MÚSICA ENTRA, PIUM PIUM, SWUUUM, ESO ES, LEIA, AHORCA A ESE GUSANO, AHORC...! Perdón. Next!

EWOKS


En todo caso, a mi nunca me llegó un peluche de Ewok, eso que se lo pedí a Santa. Maldito Gordo flojo, apuesto que eres un sith camuflado.

Existe una extraña concepción entre la gente que "incluir algo para vender juguetes" es intrínsecamente algo malo. Personalmente, si el resultado en abstracto es bueno, no debería importarme si mi primo está jugando con un Hulkbuster o una máscara de Kylo Ren. Es cuando nos toca algo desastroso que nos preguntamos si acaso deberíamos haber optado por algo menos comerciable pero más coherente con la película. Ejemplo, Jar Jar (el que muy probablemente no vendió demasiado de todos modos). Básicamente, cuando algo es realizado solo para vender pero sin ponerle ningún esfuerzo ni cariño, ejemplo, los Minions (si, lo tiré, ¿QUÉ VAN A HACER AL RESPECTO).

¡Pero un producto artístico hecho con fin de vender juguetes puede ser bueno e incluso brillante! Solo recordar la película de Lego debería ser suficiente. Sí, es un comercial alargado, pero es un comercial que disfrutas y que básicamente puedes ver una y otra vez sin aburrirte. 

Los Ewoks para mí están en una zona intermedia. Por un lado, es cierto que su diseño intenta ser amigable y vender a los niños, en perjuicio de algo más intimidante y Star Wars. Es cierto que pudimos, que se yo, tener Wookies en su lugar, ¿no habría sido genial que esto hubiera ocurrido en Kashyyyk, y que hubiera sido navidad y hubiéramos tenido números musicales y de cocina en...? Oh. Urm... Olvídenlo. Mi punto es: puedo ver lo que se hizo mal en los Ewoks, quienes al final del día son un montón de niños apretables, y ningún fan de Star Wars quiere ser relacionado con esto.

Sigh...

Pero los Ewoks al mismo tiempo no son "full idiotas" como, por ejemplo, los gungans. Existe cierto humor negro en su existencia. Canibalismo, fanatismo religioso primitivo, asesinatos violentos... Hay un buen equilibrio entre lo que queremos vender a un niño chico y lo que va a apreciar un adulto. Y a diferencia de los Gungans, no tenemos miedo en volarlos en pedazos o en verlos masacrar a piedrazos las cabezas de soldados imperiales. Los Gungans usan pelotas paralizadoras contra robots. ¿Qué hay de entretenido en eso?

Y lo admito: me divierte la trama de C-3PO elevado a dios. Me entretiene ver de nuevo a nuestros amigos junto al fuego escuchando la recreación de Star Wars con efectos de sonidos. Esos son detalles divertidos y que dan a Regreso del Jedi su propio toque especial. ¿Qué hay momentos vergüenza ajena? Sí, siempre aparto un poco la mirada cuando ese Ewok se agarra el Speeder Bike, o cada vez que gritan "YIIIIHAAAA" como retrasados, pero de nuevo: esta bien compensado con momentos de aventura, de acción, y uno que otro momento oscuro. Nunca vemos a un Gungan recogiendo el cuerpo sin vida de uno de sus amigos. ¡Eso es siniestro, y sin embargo, aquí lo tenemos!

Supongo que todo lo anterior es cuestión de opiniones, pero creo que hay un punto que si resiste a un análisis objetivo: sí tiene sentido que los Ewoks derroten al imperio. Están en su territorio, en un bosque frondoso lleno de agujeros y matorrales, tienen una ventaja táctica. Eso es otra cosa que jamás entendí de la batalla Gungan, ¿porqué los gunsgans fueron a un campo abierto a pelear? ¿Por qué no luchar bajo el agua, o en un bosque, o en esa neblina de donde los vemos emerger?

HABLEMOS DE LO EXCELSO: EL CLÍMAX


No, en serio... ¿Como hicieron esta escena? Es visualmente perfecta

Lo primero que me fascina de El Regreso del Jedi es que, en efecto, parece la conclusión natural a la trilogía. Pareciera ser que hemos llegado hasta aquí. Han librándose de la deuda y dando su alianza a la rebelión, Luke pasando de un joven quejón a un maestro Jedi, Leia descubriendo su verdadero rol en la historia... Todo ha llegado hasta aquí. Y todo se siente más grande que nunca, y tiene que serlo: es el episodio final. Debe sentirse enorme y grandilocuente.

De hecho, la batalla final de La Estrella de la Muerte es un logro visual que aún me sorprende hasta hoy. No comprendo como en 1983 lograron una batalla tan masiva, con millones de naves volando en todas direcciones, con cruseros espaciales volando en pedazos. Y ni me hablen de la secuencia en que Lando y Wedge entran en los ductos de la Estrella de la Muerte. No hay ninguna secuencia en todas las precuelas que alcance este nivel visual. Todo se siente real y tangible, pero al mismo tiempo enorme y tangible. Esta es mi batalla espacial favorita de todas las sagas.

Y durante esta secuencia, realmente hay una sensación de desesperación, de que todo va a salir mal, de que nuestros héroes no lo van a lograr. Han es capturado, a Leia le llega un balazo, el Escudo no se desactiva a tiempo y los cazas rebeldes comienzan a caer como moscas, el almirante Ackbar grita "It's a Trap!", Lando apenas cabe por los ductos de la Estrella. ¡Es un caos! Por eso se siente aún más reconfortante cuando nuestros héroes triunfan, superan ese mal. Es una sensación que ninguna de las anteriores alcanza, solo Una Nueva Esperanza en la Estrella de la Muerte, pero de nuevo: esa era la victoria de un personaje. Regreso del Jedi es complejo, con múltiples frentes de acción, con varios héroes que seguir, y realmente quieres que salgan todos con vida.

As you wish... JEDI

Pero donde sin duda Jedi supera a sus predecesoras es en el clímax con el Emperador. Hablemos un poco de Palpatine (a quien admiro mucho también en las precuelas, si han leído mis notas al respecto). Es un sujeto a quien no habíamos visto hasta ahora, y con un villano tan memorable como Darth Vader hubiera sido muy fácil hacerlo mediocre, olvidable, una suerte de personaje dispensable. Todo lo contrario: el Emperador ES el villano definitivo. Es más poderoso que Darth Vader, y realmente lo sientes. Todo, desde su diseño a el soundtrack, a su voz de anciano, a su risa que pudo ser cómica pero esta justo en el límite para ser escalofriante, a sus diálogos, ¡este tipo es la maldad encarnada! Es el perfecto villano para la perfecta conclusión, el desafío definitivo de Luke.

Lo cual nos lleva a lo más importante: la conclusión de la trama de Luke. Hasta este punto, todos estábamos convencidos de que lo lógico es que Luke derrote a Vader y al Emperador a punta de sables. Que demuestre que es super poderoso y que los Jedi la llevan. Pero su camino es otro: su verdadero destino es redimir a su padre. El no está ni ahí ya con el conflicto entre Rebelión e Imperio, ¡incluso está dispuesto a morir en La Estrella de la Muerte! ¡Son sus propias palabras! Su verdadero camino es hacer renacer a Anakin Skywalker desde debajo de su traje de maquina. Y lo logra.

Esto es tan inusual en una película que no puedo sino aplaudir su originalidad: Luke no gana porque se bate a duelo con Vader. De hecho, eso es prácticamente lo que lo lleva al lado oscuro. Su verdadera victoria es cuando aprende a perdonar, cuando teniendo a Vader frente a él, listo para abatirlo, decide dejarlo con vida. Es cuando verdaderamente entendemos la diferencia entre el Lado Oscuro y la Luz. Es elegir el bien, incluso cuando el lado oscuro parece el camino más lógico. Luke arroja el sable en lugar de ir corriendo donde el Emperador a darle una buena lección. Triunfa donde su padre fracaso.

Esta toma en particular es perfecta. No hay nada que podría añadirle o sacarle para hacerla mejor.

Por cierto, todo en esta secuencia es magníficamente dirigido, desde la batalla de sables misma, a la música, a los diálogos... La secuencia completa está llena de simbolismos: Luke escondido de Vader con su cara dividida entre las sombras y la luz, demostrando el conflicto en su interior; o Luke cortando la mano de su padre y luego mirando la suya, dándose cuenta que realmente se está convirtiendo en aquello que odia. Esto es cine en su máxima expresión. Es probablemente el momento más alto de la saga Star Wars. Aún hasta hoy quedo con la boca abierta cuando Luke pierde el control y agarra a golpes a Vader, eso simplemente una secuencia perfecta. O el conflicto interior y silencioso de Vader mientras el Emperador arroja rayos a Luke, sin palabras, simplemente silencio, sabes perfectamente lo que sucede en su cabeza (A menos que consideres ese horroroso "NOOO" agregado en las ediciones especiales...). Esto es Star Wars.

Podría seguir, de hecho, lean mi artículo sobre "Mejores Escenas de Apertura/Clausura" para verme ñoñear con la última escena de la película, con Luke y compañía celebrando (y para no extenderme más de la cuenta en un artículo de por sí ya eterno), pero creo que mi punto es claro. El Regreso del Jedi no es una película perfecta, pero me atrevo a ponerla a la altura de sus hermanas, al menos muy cerca. Esa diferencia de 15% en Rotten Tomatoes es inmerecida. ¿Tiene problemas? Sí. Pero es un cierre tan perfecto que no me imagino al Regreso del Jedi de otra manera. Quizás sin Ewoks. Pero ya que los tuvimos, no es lo peor que nos pudo pasar. Siempre pudieron ser Gungans. Como sea, ahora me desaparezco, mañana veo The Force Awakens. ¡Estén pendientes!

Atentamente,
Farfaramir, el Fan Ciego

1 comentario:

  1. Hola! No sé si lees los comentarios ya que dejaste tu blog, pero me encantó tu reivindicación de Return of the Jedi. Viste varias cosas profundas que no son obvias, como la decadencia del Imperio, el sentido del arco de Jabba pese a sus incongruencias o la tensión extrema de la batalla final.
    Te digo que soy lo suficientemente viejo para haber visto la película original en VHS sin ninguna remasterizado, y de verdad se aprecia mejor todo lo que dices.
    Lamentablemente mi cinta VHS está muy gastada para verla de nuevo... (jajajajaja)
    Saludos y te felicito por tu blog y por saber cuándo parar

    ResponderEliminar